Cómo lograr un buen posicionamiento de marca

Share on facebook
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on linkedin

El posicionamiento de marca pareciera que es muy fácil de ejercer sobre cualquier marca, sin embargo, detrás de esta hay una estrategia que debe ser identificada y aplicada correctamente para que los resultados sean los esperados que en su mayoría son: reconocimiento de marca.

En MKT se le llama posicionamiento de marca al lugar que ocupa la marca en la mente de las personas (que en su mayoría son consumidores) respecto al resto de sus competidores. El posicionamiento le brinda a la empresa una imagen propia en la mente del consumidor, la cual hará que esta se diferencie del resto de su competencia. Esta imagen propia, se construye mediante la comunicación activa de unos atributos, beneficios o valores distintivos, a nuestro publico objetivo, previamente seleccionados con base a la estrategia planteada. 

Y para toda empresa, independientemente de su tamaño, producto o servicio, una exitosa estrategia de posicionamiento de marca se traduce en beneficios como:

  • Ventas continuas, ya que, la oferta comercial siempre está en la mente del consumidor.
  • Mayor reconocimiento y visibilidad de marca.
  • Autoridad en el mercado, construyendo así audiencias, más allá de clientes.
  • Credibilidad y mejor imagen ante el mercado.

Además de esto, vale la pena recordar que, en estos tiempos y sobre todo de pandemia, el posicionamiento debe tener como norte el entorno digital. Mientras mejor estemos ubicados en el mundo web, mejor estará parado el negocio en general.

Para que entiendas un poco más sobre el posicionamiento de marca y su poder te daremos un pequeño ejemplo, cuéntanos ¿Qué características  se te vienen a la mente si mencionamos la marca de celulares Apple? Puedes tomarte unos segundos en responder, pero de seguro se te están viniendo a la mente valores como elegancia, sofisticación, calidad, excelente imagen en fotografías, etc. Genial, ¿no? Las respuestas no son fruto de la casualidad, es este el resultado de una estrategia de posicionamiento impecable por parte de la compañía Apple. 

Apple sabe perfectamente que los valores por los que ha posicionado su marca, son valores relevantes para los consumidores o por lo menos para el segmento de los consumidores a los que se dirige. ¿Quién no ha analizado las características de los iPhone a la hora de comprarla? Es una variable ganadora para elegirla frente a otras marcas de celulares. Por supuesto Apple además de comunicar y trabajar dichos atributos o valores de marca, cuando adquieres uno de sus celulares o computadores puedes comprobar que sí son elegantes, sofisticados y de calidad en cuanto a su sistema operativo. 

Ya una vez claro esto, debes saber que existen varios tipos y estrategias de posicionamiento que son útiles como punto de partida para ubicar y potenciar ese aspecto clave que te diferenciará del resto.

Atributo: el objetivo es posicionarse a través de una característica diferenciadora y potente que tenga la marca.

Beneficio: se enfoca en resaltar los beneficios que aporta el producto o servicio.

Competidor: se centra en la comparación con competidores o con alguno en específico resaltando los factores que hacen de esa marca mejor que el resto.

Uso o aplicación: se trata de posicionar respecto al momento de uso o la forma de aplicación.

Estilo de vida: esta estrategia se centra en posicionarse según el estilo de vida del público objetivo. Es este un factor diferenciador muy potente, ya que las personas suelen sentirse más afines a una marca que comparte sus intereses y ritmo de vida.

Calidad o precio: se enfoca en la relación calidad-precio. Es una estrategia muy usada por las marcas de lujo.

Relevante: un factor importante a tener en cuenta al momento de posicionar es comunicar aspectos relevantes para tu público objetivo. La comunicación debe enfocarse en el interés y las necesidades de quienes te siguen. Debes ofrecerles contenidos útiles y que satisfagan sus deseos.

Creíble: Cada vez los usuarios son más incrédulos, no creen en cualquier cosa con tanta facilidad, están en constante búsqueda de información y conocimientos. Para generar un buen engagement debemos ofrecer credibilidad y autenticidad en lo que comunicamos.

Alcanzable: la  propuesta, no solo debe ser real, debe ser capaz de ser alcanzada y desarrollada a lo largo del tiempo.

Sostenible: una vez alcanzada la propuesta esta debe ofrecernos la seguridad de prolongarse en el tiempo sin desgastarse.

Diferencial: es uno de los aspectos más importantes y más difíciles de alcanzar. En un mercado tan saturado es muy importante destacarnos, ser diferentes, únicos y genuinos.

Enfocado: la marca debe estar enfocada en proporcionar calidad y ser claros en la comunicación. Debe velar por los intereses propios y los de su público objetivo.

La reputación y la imagen corporativa es lo que está determinando quienes son las grandes marcas que van por grandes mercados. Y como grandes no necesariamente hablamos de las más conocidas, como grandes hablamos de marcas fuertes, con estrategias de comunicación sólidas y capaces de mantenerse en el tiempo, marcas comprometidas y dispuestas a velar por los intereses de su público objetivo.

Un buen posicionamiento va a generar engagement y está fidelización será el inicio de una cadena de valor para el negocio de marca.

¡Comenta!

Nosotros

Nuestra filosofía se basa en las personas que aman crear, aprender y crecen juntas, un pequeño estudio de solo 15 personas que forman un equipo con lazos que trascienden el lugar de trabajo.

Post Recientes

Síguenos

×

Carrito